Comprar Leña La Rioja

¿Intentando encontrar las más importantes empresas de de leña en La Rioja ,o cerca,  al mejor coste.?

Toda la madera se quema, pero sólo algunas de las maderas se queman igual.

Determinadas queman transmitiendo mayor poder calorífico al ambiente, más lentamente y de manera más limpia  que otras.

Determinadas producen bastante humo y otros tienen mucha savia o bien resina que obstruye los sistemas de evacuación de humos de la rápidamente.

Entonces, los especiales géneros de leña para una estufa de leña o bien una chimenea  queman con un alto poder calorífico, que redundará en tener la casa más caliente con menos cantidad de madera a quemar, y de manera relativamente recurrente, produciendo más calor y, por lo general, quemando más completamente.

Elija madera que dé el máximo tiempo de combustión y minimice la acumulación de creosota.

Si no se controla, las paredes de la chimenea se cubrirán con creosota, el resto de alquitrán marrón negruzco altamente inflamable de la combustión  de madera.

Este revestimiento restringe el flujo de aire y crea un peligro de incendio; la creosota también es tóxica y podría afectar negativamente su salud.

Entonces, más allá de que puede adecentar una chimenea con un removedor de creosota, es aconsejable utilizar madera que produzca menos sustancia nociva.

Estas maderas por lo general son maderas duras, como encina, carrasca,  nogal o bien fresno, en vez de maderas blandas, como pino y cedro.

solicita presupuesto - Comprar Leña La Rioja

Géneros de madera a usar en chimeneas y que debes conocer antes de comprar leña en La Rioja

Con carácter general, dentro de los modelos de leña hay que considerar que los troncos deben tener una longitud de 20 a 30 cm aproximadamente, y la carga de leña en el interior del aparato no será superior a los 2/3 del volumen de la cámara de combustión (es decir, no se debe cargar a «tope» el aparato de calefacción porque quepa, si no que hay respetar la carga recomendada que indican los fabricantes de chimeneas).

Los pequeños leños de madera prensados no resinados tienen que usarse con cautela para evadir sobrecalentamientos perjudiciales para el aparato, ya que tienen un poder calorífico alto.

La leña utilizada como comburente debe tener un contenido de humedad inferior al 20% y se debe guardar en un espacio seco.

La leña húmeda tiene precisamente el 60% de agua, entonces no es adecuada para quemarse ya que provoca que el encendido resulte más bien difícil, ya que ésta obliga a utilizar una gran parte del calor producido para vaporizar el agua.

Además el contenido húmedo tiene la desventaja de que, al bajar la temperatura, el agua se condensa antes en la estufa y luego en la chimenea, ocasionando una considerable acumulación de hollín con el coherente viable reisgo de incendiarse.

Entre otros, no se tienen la posibilidad de quemar: carbón (salvo que el fabricante de esta forma lo especifique), retazos, restos de corteas y cuadros, leña húmeda o bien tratada con pintura, materiales de plástico.

Papel y cartón tienen que utilizarse solo para el encendido o las típicas pastillas para encender.

La combustión de deshechos está prohibida y, además, perjudicará el electrónico.

¿Madera dura o bien blanda?

Una primera clasificación de las clases de madera que logramos hallar en el mercado las diferencias en maderas duras y maderas blandas.

Las conocidas como madera dura se identifican por proceder de árboles de hoja caduca que tardan más tiempo en crecer y por lo tanto y de forma general son maderas más densas que queman más lentamente y tienen mayor poder calorífico como el arce, fresno, haya, olmo, roble, olivo.

En tanto que las maderas blandas se identifican porque proceden de árboles de hoja perenne que cren con mayor rapidez y por lo tanto sus troncos tienen menos consistencia, más cantidad de savia o resina, quemando con mayor eficacia, teniendo menos poder calorífico y produciendo más residuos, como la creosota, que se pueden acumular en los tubos de la chimenea reduciendo su diámetro ocasionando inconvenientes de humo, incluso incendios si no se limpian apropiadamente, como el pino, o el cedro.

La madera blanda es el tipo de madera más barato que puede comprar.

El abeto es la mejor opción, siendo muy comunes el uso de otras maderas blandas como el  pino, cedro, tamarack, aliso y álamo.

Las maderas blandas tienden a quemarse más rápido y dejan cenizas más finas en comparación con las maderas duras.

Además tienen la posibilidad de ser difíciles de manejar, fundamentalmente el pino, el abeto y el bálsamo, ya que tienen más cantidad de resina, popularizada como chapina, que hacen que la creosota se acumule más rápidamente en la chimenea y que veamos «petardazos» de la resina, que pueden salir despedidos de la cámara de la combustión.

¿Leños de madera o briquetas?

Las briquetas están hechos de astillas de madera y serrín secados al horno que fueron comprimidos con apariencia de ladrillo o cilindros.

La iniciativa de la elaboración de estos productos para abrasar, está fundamentando antes que nada para explotar los residuos de madera de carpinterías y aserraderos, de la industria agrícola y los residuos de carbón vegetales, la idea del reciclaje, y el ser 100% ecológicos.

Se muestran como una opción para personas que no tienen espacio de almacenamiento para acumular una gran cantidad de troncos de leña porque viven en la localidad o bien en sitios donde no puede descargar un camión o un trailer.

Tienen un prominente poder calorífico, habitualmente más grande que la madera, por lo que uso debe acerse con precaución, ya que dependiendo del espesor del acero o las placas refractarias de la chimenea o estufa donde los vayamos a utilizar nos tienen la posibilidad de deterior rápidamente exactamente la misma.

De hecho, determinados desarrolladores de chimeneas no sugieren su empleo recurrente como combustible, ahora que crean sobretemperaturas que dañan la chapa de acero con los que están construidos sus chimeneas.

Gracias a que generalmente tienen una menor proporción de humedad que la leña típica, además se queman más limpiamente al producir menos olores  y dejan menos cenizas, lo que supone que adecentar su chimenea es considerablemente más fácil.

Quemar pellets

Otra opción en el momento de adquirir leña que ha tenido cierto auge en los últimos años es el quemar en nuestro hogar o bien salamandra.

Para poder realizar esto, gracias a que los pellets son pequeños tubos de madera prensada necesitamos un recipientes especiales conocidos como quemadores de pellets.

La razón para utilizar este tipo de comburente es su facilidad de alojamiento, ya que al venir en sacos de 15 kg, es como el pienso de los animales, podemos amontonar bastantes sacos de forma limpia y fácil en nuestra casa.

El más grande problema, es que con la idea de utilizarlo como comburente de calefacción no resulta rentable ahora que el es considerablemente mayor que podemos encontrar en la venta de leña.

Pero puntualmente, para alguna celebración donde nos juntemos con la familia y deseamos hacer el ámbito que ofrecen las llamas, puede ser una opción interesante.

Debe asegurarse que su madera tiene el mínimo de humedad correcta antes de quemarla

Jamás debe quemar madera «verde» o bien no suficientemente seca, independientemente del tipo que sea, ahora que genera menos calor y más humo (y, en última instancia, creosota) que la madera debidamente seca.

Para un alojamiento correcto, debe apilar la madera para una circulación de aire eficaz, cubierta solo en la parte de arriba y cerciorarse de que esté totalmente seca antes de quemarla.

Una buena norma establecida es girar la leña, como al abrasar primero la madera vieja de la secadora, para evitar que la madera se pudra y se desperdicie.

La madera debe tener un contenido de humedad de solo 15 a 25 por ciento para abrasar.

Con una humedad superior al 25 por ciento, la madera es bien difícil de arrancar y se quema de forma pobre y también ineficiente, creando cantidades excesivas de vapor de agua y humo.

Si vemos que al echar los leños al fuego las llamas comienzan a producir una cantidad enorme de humo es un síntoma de que los leños de leña no están lo suficientemente secos.

Como la leña se vende al peso, nos logramos hallar que determinados vendedores de leña con escasos escrúpolos, nos vendan leña verde o bien no bastante seca, porque pesa más, y pueden cobrar más dinero por menos cantidad.

Por eso sea muy importante la confianza que tengamos a la empresa que se dedica a la venta de leña, y la reputación y críticas de otros compradores que hayan decidido adquirir leña a esa empresa.

Un asesoramiento, si no conocemos a la compañía a la que decidimos adquirir la leña, es equiparnos con un medidor de humedad, que es un pequeño aparato que tiene un bajo coste, que nos facilita medir la humedad de la madera.

De esta forma antes de que descarga el camión de leña, o el trailer, corroborar si nos están vendiendo leños bastante secos, o nos la quieren colar, vendiendonos leña húmeda, porque como hemos dicho, la venta de leña es al peso, y la húmeda pesa más.

¿Cuáles son las peores maderas que podrías quemar en estufa o chimenea?

En los puntos siguientes veremos cuál es la mejor leña para abrasar a la hora de comprar o hallar en venta, mas antes, quería hacer este punto de las clases de madera que pueden ser malo quemarlos, inclusive dañinos para la salud.

La leña recuperada o bien otros desperdicios pueden ahorrarle mucho dinero tratándose de calentar su su vivienda con madera.

Pero hay algunos productos de madera y otros artículos que debe evitar por causas de salud y seguridad.

Muchos de estos generarán humos peligrosos en interiores, de esta forma como emisiones de chimeneas que serían perjudiciales para el medio ambiente.

Determinados además presentan riesgos complementarios para los metales de su estufa o bien pueden crear una acumulación peligrosa de creosota en su chimenea.

Madera verde

La madera que genera la mejor leña para una chimenea es la madera curada, no la madera verde.

En dependencia de la clase de madera, requiere curar entre 12 y 24 meses.

La madera verde, si se quema en una chimenea, comunmente va a dar como resultado una cantidad enorme de humo y acumulación de creosota en la chimenea.

Toda la leña va a crear ciertas cantidades de creosota, pero la madera verde producirá la mayoría.

La creosota no es más que una condensación de pequeñas partículas no quemadas contenidas en el humo que cubre la superficie de la chimenea y de las tuberías cuando sale.

La creosota se adherirá a los lados de la chimenea y de los puede prenderse, provocando un incendio en la chimenea.

Es mejor no abrasar madera verde en su chimenea si puede evitarlo.

No comprar leña importada

Si está comprando leña, asegúrese de comprar solo madera local.

Pregúntele al vendedor de dónde obtuvo la madera y no la compre si vino la madera del extranjero.

Esto es debido, a que estas maderas importadas, si no han pasado los correspondientes controles de seguridad, pueden llevar plagas en su interior que se pueden expandir.

Estas plagas se mueven lentamente por sí mismas, mas con nuestra ayuda tienen la posibilidad de poner en riesgo nuevos bosques.

Comprar madera no local y apilarla y guardarla en su propiedad puede ofrecer a estos insectos la posibilidad justa de dañar más bosques y árboles en su propiedad.

Al adquirir madera local, puede estar muy seguro de que no se introducirá nada extraño o destructivo en sus árboles.

Árboles de Navidad

Esto puede parecer divertido de integrar en la lista, pero te sorprendería entender cuántas personas queman sus viejos árboles de Navidad en la chimenea.

Entonces, ¿cuál es el riesgo real?

Bueno, los árboles de Navidad tienen una gran cantidad de agujas secas que pueden prenderse fuego muy rápido y el árbol tiene una tonelada de savia, que es súper inflamable y está llena de creosota que puede obstruir tu chimenea.

Ya que los árboles de Navidad están cargados de savia y resina que se quema rápidamente y revienta, las brasas pueden subir rápidamente mediante los tubos de la chimenea y provocar un incendio.

Es mejor evadir quemar esta tentadora leña en su chimenea interior.

Madera flotante

Más allá de que obtendrá bellas llamas azules y lavanda quemando madera flotante, no se recomienda abrasar en su chimenea.

Cuando se quema, es una fuente considerable de dioxina, que es una toxina para los humanos.

En vez de quemar madera flotante en su chimenea, utilícela como parte de decoración en su hogar como recuerdo de su viaje a la costa.

Madera venenosa

Creo que no es necesario decir que no quieres quemar madera en tu chimenea que tenga la palabra «veneno» en su nombre.

Hiedra venenosa, roble venenoso, zumaque venenoso, etc.

Liberan un aceite irritante en el humo y pueden ocasionarle grandes inconvenientes, especialmente si es alérgico a ellos.

Respirar el humo puede causar irritación pulmonar y problemas respiratorios alérgicos graves.

Árboles de Adelfa

Los árboles de adelfa son bellos a la visión pero tóxicos en todas sus partes.

También lo verá crecer como un arbusto y pertence a las plantas de jardín más venenosas que se cultivan generalmente.

También se conoce con el nombre de Nerium.

Por lo general, crecen durante ríos y riachuelos y tienen hermosas flores blancas, rosadas o rojas.

Los seres humanos y los animales son sensibles a su toxicidad.

La ingestión de la planta puede perjudicar su sistema gastrointestinal, su corazón y el sistema nervioso central.

No hagas barbacoas con tu comida encima de sus brasas, no tostes malvaviscos en un palito y no inhales su humo.

Especies en peligro de extinción

Así como hay animales en riesgo de extinción en nuestro planeta, también hay árboles que están en riesgo de extinción.

Es preferible evadir quemarlos si tiene otras opciones disponibles.

El roble de hoja de arce, el tejo de Florida y el abeto de Fraser son solo determinados para nombrar.

La disminución de ciertas ciudades de especies de árboles hay que a la tala combinada con la falta de fuego.

Algunos árboles, como el pino de hoja larga, deben experimentar un incendio forestal para que germinen sus semillas.

El pino de hoja extendida está clasificado como en peligro de extinción, pero determinados dicen que deberían calificarse como en peligro crítico si se realiza una evaluación exhaustiva.

Otros árboles, como el roble rojo, son víctimas de los ataques de los hongos. Se propaga por tierra y por medio de injertos de raíces entre árboles.

No toma un largo tiempo, solo unos meses, a fin de que el árbol muera.

El abeto de Fraser está en riesgo debido a un insecto llamado Adelgid lanudo linimento.

Una vez que el árbol se infecta con el insecto, básicamente muere de hambre.

Madera contrachapada, aglomerado o MDF

Varios muebles económicos están hechos con tableros contrachapados, también llamados tableros de aglomerado o MDF, y se mantienen unidos con adhesivo de alta resistencia.

Es una mala iniciativa quemar adhesivos porque respirarás humo lleno de toxinas.

Si está empeñado en deshacerse de sus muebles no amigables, lo destacado es ponerlos en la acera con un cartel de venta o gratis.

¡Con suerte, alguien lo recogerá rápidamente!

O si no, en la mayoría de ciudades tienen instalados puntos limpios para deshacerse de estos tipos de muebles viejos, que además de adhesivos, están barnizados o pintados.

De la misma manera, la madera contrachapada no debe quemarse en su chimenea.

No lo queme en lo más mínimo dentro o bien fuera.

Las capas de material laminar se pegan juntas.

Este pegamento en el momento en que se quema crea un humo tóxico que es dañino para su cuerpo.

Si tiene un emprendimiento de construcción, es mejor calcular con la mayor precisión posible la proporción de madera contrachapada que requiere para no tener más por ahí.

Si realmente necesita liberarse de él, llévelo a un punto limpio.

Eso es mucho mejor que quemarlo.

Madera pintada o barnizada

Puede ser tentador quemar cualquier madera que tenga en sus manos, pero piénselo dos veces antes de abrasar madera pintada o teñida en su chimenea.

La madera pintada o barnizada puede contener substancias químicas tóxicas que se liberan cuando se quema y son peligrosas para respirar.

Comunmente, encontrará personas que se preguntan qué llevar a cabo con la madera pintada o barnizada una vez que se haya derribado una rehabilitación o bien un edificio.

Madera tratada a presión

La madera tratada a presión tiene dentro conservantes de madera que están premeditados a extender la vida útil de la madera y evitar que se pudra, se deteriore y sea devorada por insectos.

A menudo, las personas emplean madera tratada a presión para construir cubiertas de otras estructuras al aire libre que desean que sean bellas y duren los próximos años.

Por otro lado, jamás tienes que quemarlo.
En el momento en que lo quemas en tu chimenea, libera todos esos químicos tóxicos en el aire para que consigas respirar.

Es preferible reutilizar la madera tratada a presión o bien desecharla en un punto limpio.

Palets de madera

Este tipo de listones se pueden utilizar como iniciador del fuego para conseguir que los troncos más gruesos prendan con más rapidez.

Pero conseguido esto, con dos o tres trozos, ya que no se seguirán utilizando.

Algunos palets de madera, sobre todo si vienen del extanjero,  se tratan con productos químicos, que no quieres respirar y que llenan tu casa.

Hoy en día, hay varias cosas que puedes hacer con palets de madera viejas para volver a usar la madera.

Si no eres una persona taimada, considera dárselas a alguien que lo sea.

Tienen la posibilidad de llevar a cabo estanterías, mesas de café, columpios, organizadores de zapatos y toda clase de cosas con paletas viejas.

¿Cuál es la mejor leña que podemos encontrar a la venta en La Rioja?

Con la intención de  sacar el máximo rendimiento a una chimenea tenemos que tener en cuenta la calidad o el poder calorífico de las maderas que usamos para quemar.

Ya que a parte de factores como la instalación y la capacidad del mismo electrónico en función de sus medidas y sus materiales de fabricación (hierro derretido o chapa), el tipo de madera quemada está de manera directa relacionada con la proporción de calor que conseguimos y por lo tanto en el rendimiento y eficiencia de un electrónico de calefacción que quema madera como combustible.

Leña de Encina a la venta en La Rioja es (perfecta) para quemar

La preferible leña para quemar en una chimenea según todas y cada una de las críticas de los profesiones es la leña de encima.

Los leños de leña de encima forman parte al conjunto de maderas duras o semi-duras que presenta una gran consistencia 1000 kg por m3 y son maderas de gran durabilidad.

Al ser tan duras y estar tan «prietas» cuestan de encender y prácticamente se consumen casi sin llama mas son las que más duran en la chimenea o la estufa y la que ofrece mayor poder calorífico.

Aunque el valor de la leña de encima es la más cara de adquisición además es cierto que dura más y gastamos menos cantidad que con otros géneros de leña y por medio de su prominente poder calorífico es la perfecto para unir con pequeños troncos de leña fina que la enciendan y después arriba estos leños más gruesos de encima.

Si consideras que no le sacas el máximo rendimiento a tu chimenea o bien estufa y toda la instalación y el electrónico están bien te aconsejaría que probases a usar este tipo de leña.

Leña de Fresno (Muy buena)

Otro tipo de leña muy recomendada para quemar en estufas y chimeneas y sacarle el máximo rendimiento es la madera de fresno.

De alta resistencia se ha usado bastante en construcción y carpintería.

Recién cortada solamente si tiene un 34% de humedad por lo cual una vez seca quema verdaderamente bien ofertando buenas llamas.

Es fácil de encender, fácil de partir y por medio de su alta resistencia da un prominente poder calorífico ideal para hallar la máxima eficacia en la combustión.

Troncos de Carrasca (Tipo de leña Muy buena)

Otro de los troncos muy apreciados por su prominente poder calorífico y su alta resistencia y durabilidad en el quemado es la leña de carrasca.

La carrasca es de exactamente la misma familia que la Encima aunque muy similares (muchas personas las confunde) tienen ligeras diferencias, ya que tienen una rápida inferior consistencia en sus troncos.

Mas en comparación, y en la zona de Alicante, la leña de carrasca aunque tiene un coste algo más elevado que otros tipos es muy valorada y se nota mucho la distingue en el desempeño y eficiencia de una estufa o bien chimenea cuando se utiliza leña de carrasca a en el momento en que no

Resumen de tipo de leña y su calificación en cuanto a poder calorífico

  • Leña Abedul ————————-—- Buena
  • Troncos de leña de Olmo ————– Buena
  • Leña de Olivo ———————— Buena
  • Leña de Haya ————–————– Buena
  • Troncos de leña Sauce —————- Solamente suficiente
  • Leña de Abeto ————————- Apenas suficiente
  • Troncos de leña Pino silvestre —– Mediocre

Se prende fácilmente y se quema rápido con una aceptable llama, mas va a deber repostar más comunmente.

Un increíble iniciador de fuego, mas solo debe usarse en exteriores ahora que tiene un alto contenido de savia y resina.

Una buena opción para mezclar con otra leña es que hallarás un cable terminado por $ 160.

  • Leña Frutales —————-——– Mediocre
  • Troncos de leña Alamo ————- Pésima

Como véis es de gran importancia el género de leña que quemamos en nuestros hogares de fuego o salamandras y en dependencia de la calidad de exactamente las mismas de este modo será el calor que consigamos con .

Por eso valora bien el género de madera que vas a quemar, si manchan bastante y se consumen veloz como la madera de pino, o si escoges calidad que a larga te resultará en ahorro por el consumo de leña será menor.

Venta de leña a domicilio en La Rioja

venta de lena al mejor precio - Comprar Leña La Rioja

A la hora de comprar leña en La Rioja puedes elegir entre comprar leña de una variedad concreta, como carras, encima, de mayor poder calorífico.

O bien puedes adquirir leña de mezcla que tiene un precio más económico y donde van mezclas leños de leña de diferentes variedades de árboles.

Siempre es bueno combinar o bien tener variedades de leña de diversos tipos (duras y blandas) para poder producir llama o bien fuego con facilidad, esto lo permiten las maderan blandas que aportan una más grande facilidad en el momento de prender la chimenea.

Y después ubicar encima leños de leña de madera dura para que duren más tiempo y proporcionen más calor.

Comprar leña por camiones completos

Dependiendo de la proporción de leña que quieras comrar en La Rioja tienes distintos tamaños de camión entre aquéllos que escoger.

Distintas capacidades cúbicas para que consigas comprar 2 o 3.000 kg, o ya camiones más enormes de 5 o 6.000 kg.

Venta de leña paletizada

Además tienes la opción de adquirir leña al por mayor paletizada si tienes un almacén y tu iniciativa es venderla a particularles.

O si verdaderamente consumes mucha cantidad, tienes una panadería, un horno o bien un comercio donde utilices una gran cantidad de leña para quemar.

solicita presupuesto - Comprar Leña La Rioja


También puede adquirir leña en localidades más próximas:

Ábalos, Agoncillo, Aguilar del Río Alhama, Ajamil de Cameros, Albelda de Iregua, Alberite, Alcanadre, Aldeanueva de Ebro, Alesanco, Alesón, Alfaro, Almarza de Cameros, Anguciana, Anguiano, Arenzana de Abajo, Arenzana de Arriba, Arnedillo, Arnedo, Arrúbal, Ausejo, Autol, Azofra, Badarán, Bañares, Baños de Río Tobía, Baños de Rioja, Berceo, Bergasa, Bergasillas Bajera, Bezares, Bobadilla, Brieva de Cameros, Briñas, Briones, Cabezón de Cameros, Calahorra, Camprovín, Canales de la Sierra, Canillas de Río Tuerto, Cañas, Cárdenas, Casalarreina, Castañares de Rioja, Castroviejo, Cellorigo, Cenicero, Cervera del Río Alhama, Cidamón, Cihuri, Cirueña, Clavijo, Cordovín, Corera, Cornago, Corporales, Cuzcurrita de Río Tirón, Daroca de Rioja, Enciso, Entrena, Estollo, Ezcaray, Foncea, Fonzaleche, Fuenmayor, Galbárruli, Galilea, Gallinero de Cameros, Gimileo, Grañón, Grávalos, Haro, Herce, Herramélluri, Hervías, Hormilla, Hormilleja, Hornillos de Cameros, Hornos de Moncalvillo, Huércanos, Igea, Jalón de Cameros, Laguna de Cameros, Lagunilla del Jubera, Lardero, Ledesma de la Cogolla, Leiva, Leza de Río Leza, Logroño, Lumbreras, Manjarrés, Mansilla de la Sierra, Manzanares de Rioja, Matute, Medrano, Munilla, Murillo de Río Leza, Muro de Aguas, Muro en Cameros, Nájera, Nalda, Navajún, Navarrete, Nestares, Nieva de Cameros, Ochánduri, Ocón, Ojacastro, Ollauri, Ortigosa de Cameros, Pazuengos, Pedroso, Pinillos, Pradejón, Pradillo, Préjano, Quel, Rabanera, El Rasillo de Cameros, El Redal, Ribafrecha, Rincón de Soto, Robres del Castillo, Rodezno, Sajazarra, San Asensio, San Millán de la Cogolla, San Millán de Yécora, San Román de Cameros, San Torcuato, San Vicente de la Sonsierra, Santa Coloma, Santa Engracia del Jubera, Santa Eulalia Bajera, Santo Domingo de la Calzada, Santurde de Rioja, Santurdejo, Sojuela, Sorzano, Sotés, Soto en Cameros, Terroba, Tirgo, Tobía, Tormantos, Torre en Cameros, Torrecilla en Cameros, Torrecilla sobre Alesanco, Torremontalbo, Treviana, Tricio, Tudelilla, Uruñuela, Valdemadera, Valgañón, Ventosa, Ventrosa, Viguera, Villalba de Rioja, Villalobar de Rioja, Villamediana de Iregua, Villanueva de Cameros, El Villar de Arnedo, Villar de Torre, Villarejo, Villarroya, Villarta-Quintana, Villavelayo, Villaverde de Rioja, Villoslada de Cameros, Viniegra de Abajo, Viniegra de Arriba, Zarratón, Zarzosa, Zorraquín